¿Qué es?

Se denomina Mommy makeover al procedimiento quirúrgico que busca restablecer la forma del cuerpo femenino que se ha visto alterada tras el parto. Es una cirugía que han puesto de moda las actrices, pues necesitan recuperar su silueta previa por los requerimientos de sus trabajos. Aunque entendemos que estos cambios son un proceso normal y fisiológico, en algunas madres la alteración de su silueta genera cierto grado de angustia.

Cambios causados por el embarazo

El embarazo produce muchos cambios en el cuerpo femenino debido a las variaciones hormonales y al aumento de volumen que se produce por el crecimiento del bebé. Los cambios más comunes y que generan cierto descontento en el aspecto estético son:

  • Descolgamiento y flaccidez de la pared abdominal: se debe principalmente al estiramiento de la musculatura abdominal y de la piel, debido al crecimiento uterino y del bebé. Esto hace que tras el parto, en algunas madres, el vientre luzca abombado y con flacidez cutánea.
  • Aumento del perímetro de la cintura y caderas: durante el embarazo se produce un aumento de peso de la madre, lógico si entendemos que el bebé va creciendo, que se retienen más líquidos y que la madre debe comer tanto para ella como para el feto. Dicho aumento de peso debe ser controlado y saludable, y la cantidad y la calidad de los alimentos ingeridos debe ser supervisada, sin tender nunca a comer menos de lo necesario. Si no es así, tras cubrir las necesidades de la madre y el niño, el exceso se almacena en forma de tejido graso, que permanecerá tras el parto y la lactancia, cambiando la silueta de la mujer.
  • Caída y vaciamiento de los pechos: Durante el embarazo, las glándulas mamarias se preparan para la lactancia por lo que incrementan su tamaño. Esto produce un estiramiento y debilitamiento de los ligamentos que le dan soporte y la mantienen en su sitio, así como un estiramiento de la piel que puede desembocar en la aparición de estrías. Tras la lactancia, el pecho vuelve a su tamaño previo, por lo que el exceso de piel y la alteración de los ligamentos, hacen que la mama pueda lucir caída y vacía.

Recuperar aspecto previo embarazo

No todas las mujeres sufren estos cambios. La genética y los cuidados por prevenirlos influyen notablemente. En cualquier caso, las pacientes que desean recuperar el aspecto que tenían antes de quedar embarazadas pueden solicitar alguno de los siguientes tratamientos:

  • Abdominoplastia o miniabdominoplastia: Consiste en la corrección del descolgamiento de la musculatura abdominal mediante el retensado de la misma, así como en la eliminación del exceso de piel y la flacidez. Es importante que la paciente valore si desea tener más hijos antes de someterse a determinadas técnicas quirúrgicas.
  • Lipoescultura: Mediante la liposucción se elimina el exceso de tejido graso de zonas como el abdomen, las cartucheras o las pistoleras, la cara interna de los muslos o las rodillas. Con ello se produce una mejora en la silueta, creando un aspecto armonioso.
  • Elevación y aumento de mamas: mediante la movilización de los tejidos de la mama se consigue una apariencia más juvenil, con un busto más firme y estilizado. Además, con el uso de prótesis mamarias e injertos de tejido graso se puede corregir el aspecto de pecho vacío, creando un pecho mucho más bonito.
hsr-logo

Asesoramiento Personalizado

Solicita asesoramiento espercializado si necesitas resolver alguna duda o quieres llevar a cabo tu tratamiento.

Hospitales San Roque pone a tu disposición un equipo de profesionales que atenderán todas tus consultas

He leído y acepto la política de privacidad
Confirmo que son mayor de 18 años Deja este campo en blanco, por favor.